Páginas vistas la semana pasada

jueves, 29 de abril de 2010

Las mujeres con sida tienen más difícil encontrar trabajo que los hombres






El empleo entre los seropositivos presenta diferencias entre sexos.
La vía de transmisión, el estado de salud y el nivel educativo también influyen a la hora de encontrar una ocupación.


La probabilidad de estar empleado en las personas portadoras del VIH presenta diferencias importantes entre sexos, según la vía de transmisión de la enfermedad, el estado de salud y el nivel educativo, según un estudio realizado por el investigador de la Universidad de Castilla La Mancha, Juan Oliva.

Este análisis estadístico, cuyas conclusiones se publicaron en la revista Health Economics, servirá para determinar la probabilidad de que una persona seropositiva tenga o no empleo en España.

El sexo es una variable estadísticamente significativa para predecir la situación en el empleo. En este sentido, las mujeres tienen un 13,4% menos probabilidades que los hombres de estar empleadas, dice el informe. Las mujeres tienen un 13,4% menos probabilidades que los hombres
El factor psicológico también es una variable fundamental. Las personas que necesitan recibir atención psicológica por el impacto de conocer su enfermedad han visto afectadas sus oportunidades de tener empleo, asegura el experto a SINC. Según el estudio, esta probabilidad disminuye un 14% en las personas que requieren este tipo de tratamiento.

Los resultados también sugieren que los individuos que contrajeron el virus a través del uso de drogas inyectables (UDI) tienen una probabilidad significativamente menor de conseguir un trabajo que las personas que contrajeron la enfermedad por otros medios.

El nivel de defensas de los individuos es otra variable muy significativa. Los resultados indican que una persona con un nivel de defensas alto tiene un 25% más de probabilidades de tener empleo. Por otro lado, los pacientes con diagnóstico reciente de VIH (en los 12 meses anteriores a la encuesta) obtuvieron un 11,2% más de probabilidades de trabajar que los pacientes que fueron diagnosticados antes. Los que contrajeron el virus a través del uso de drogas inyectables lo tienen peor
El trabajo se basa en los datos de la Encuesta Hospitalaria a pacientes con VIH/SIDA que se realiza periódicamente desde 1996. Esta encuesta incluye desde 2001 una pregunta sobre la participación laboral de las personas seropositiva. "Desde ese año y hasta 2004 recabamos datos de 3.376 individuos entre 16 años (edad mínima para trabajar en España) y 64 años (la edad legal de jubilación es 65)”, explica el investigador.

Según la última encuesta hospitalaria, el 48,3 % de las personas seropositivas en España tenía trabajo en 2009.

Fuente: www.20minutos.es

No hay comentarios: